COMO HACER TOALLITAS PARA BEBÉ

como hacer toallitas de bebé

En el post de hoy aprendemos cómo hacer toallitas para bebé en casa. Las toallitas, ese elemento imprescindible en cualquier bolso de madre que se precie. Son tan populares que las utilizamos absolutamente para todo, incluso aquellas personas que no son mamás o que tienen hijos que ya no están en edad de usarlas.

Su precio no suele ser elevado aunque los efectos que pueden tener sobre nuestra salud sean desconocidos para la inmensa mayoría. Suelen llevar compuestos como parebenos que funcionan como disruptores endocrinos, Ftalatos que se asocian a cáncer y a trastornos como el asma o Phenoxythanol que irrita la piel, entre otros compuestos de alta toxicidad y poca seguridad.

Existen opciones ecológicas que suelen estar libres de estos ingredientes pero que tienen el inconveniente de tener un precio que triplica el de una toallita estándar. No todas las economías pueden permitirse un desembolso como este.

Por no hablar del tema medioambiental, que también daría mucho de sí, ya que las toallitas son altamente contaminantes.

Sin embargo, yo os voy a proponer hoy otra opción: rápida, barata y libre de tóxicos.

¿Por qué no hacer tus propias toallitas?

Os voy a dar una receta que os va a gustar y a convencer a partes iguales.

Toma nota, que empezamos.

¿Qué vais a necesitar?
ingredientes-toallitas

– Papel de cocina, preferiblemente sin dibujos que lleven tinta.

– Un tupper.

– Un bol.

– 1/2 l. de agua o 2 vasos de agua.

– Una cucharadita de vinagre de manzana.

– 1 gota de árbol de té.

– 1 cucharadita sólida de aceite de coco.

– 2 cucharadas de aceite de caléndula.

Instrucciones:

1-. Hervimos el agua en un cazo y la dejamos templar. Mientras, podemos ir preparando los ingredientes que vamos a utilizar.

2.- Cogemos el papel de cocina y lo partimos por la mitad con un cúter o un cuchillo afilado. Una de las mitades la colocamos en el tupper que vamos a emplear y la otra la guardamos para el futuro.

Con respecto al tupper me sirve un recipiente cualquiera que tenga tapa para que las toallitas no se sequen.

papel toallitas

Si tienes por casa el típico dispensario de toallitas de plástico lo puedes utilizar.  Si no tienes nada parecido, como era mi caso, puedes reutilizar un tupper que tengas por ahí.

A la tapa puedes hacerle una incisión en la mitad para que las toallitas se puedan sacar sin necesidad de abrirlo. Yo no lo hice porque no lo consideré necesario.

3-. Cuando el agua esté templada la vertemos en el bol que hemos elegido para mezclar. Si dejamos enfriar el agua será un más complicado mezclar los ingredientes, al igual que tampoco conviene iniciar la mezcla con el agua aún muy caliente.

4-. Vamos añadiendo los ingredientes poco a poco y mezclando.

aceite-coco

Si el aceite de coco está muy sólido y la temperatura en casa es todavía veraniega puedes colocar el bote en la ventana como hice yo para que fuese más fácil añadirlo a la mezcla.

Si no tienes árbol de té en casa puedes utilizar aceite esencial de lavanda. Aproximadamente deberías echar unas 15 gotas.

Yo en esta receta he añadido aceite de caléndula porque lo tenía disponible en casa, ya que lo preparamos esta primavera con las caléndulas que florecieron en nuestro jardín. Pero puedo sustituirse por aceite de oliva o por aceite de almendras.

aceite de calendula

5-. Una vez que está bien mezclado el siguiente paso es verterlo en el tupper. Lo hacemos teniendo cuidado de que la mezcla se reparta bien por todo el papel.

6-. Cerramos el tupper y dejamos unos 10-15 minutos.

7-. Le damos la vuelta al tupper, lo dejamos bocabajo otros 10-15 minutos.

8-. Ya tendríamos las toallitas listas para usar, solo nos quedaría un último detalle: quitar el tubo de cartón que hay dentro del papel de cocina.

toallitas

Observaciones

Dependiendo del grosor del papel de cocina y de lo absorbente que sea, las toallitas quedarán más impregnadas con la loción o no.

También va en gustos el nivel de humedad de la toallita. Si te queda demasiado húmeda la próxima vez prueba a echar un poquito menos de agua, al igual, que si quedó muy seca añadas un poco más a la mezcla en la siguiente ocasión.

Una pregunta muy común que quizás te hagas es si estas toallitas huelen muy fuerte o dejan algún olor. En principio no.  Siempre y cuando no te hayas pasado con el árbol de té que suele tener un olor más intenso. Tampoco dejan ningún olor en la piel del bebé.

Con respecto a su efectividad, debo decir que me sorprendió gratamente. Yo suelo utilizar las toallitas cuando hay cacas. Como toda madre sabe, dependiendo de la consistencia de éstas, a veces salen mejor o no. Pues con estas toallitas caseras se quitan muy bien y usas menos cantidad.

Otra pregunta importante es cuanto suelen durar, su vida útil iría desde las dos semanas al mes, aunque es muy posible que las gastes antes.

¿Se secan? Si el tupper está bien cerrado no tienen porqué secarse. Si eso pasase también se pueden impregnar con un poco de agua de forma individual o se puede añadir al tupper.

Yo ya he realizado esta receta unas cuantas veces y estoy bastante contenta con el resultado y el ahorro económico que supone. Sí reconozco que son poco prácticas para fuera de casa, pero también es cuestión de tener en cuenta a dónde vamos y de planteárnoslo.

Habrá sitios a los que sea inviable ir con toallitas caseras a cuestas y otras como en las que vamos de visita a otra casa, en la que sea cómodo ir con ellas o no nos resulte un engorro.

Yo desde luego, cada vez utilizo menos las toallitas comerciales y elijo esta opción porque me parece más respetuosa con la piel de mi pequeño y menos dañina para el medioambiente.

Actualización

En estos días se ha puesto en contacto conmigo otra bloguera especialista en cosmética natural, Lourdes Sánchez, para darme algunas recomendaciones sobre las toallitas que os paso a comentar a continuación:

– Nos aconseja, si no utilizamos un conservante, guardar las toallitas en la nevera para prevenir la proliferación de bacterias.

– También la necesidad de emplear un conservante. Lourdes me propone dos posibilidades: emplear Geogard y Leucidal. Ambos han sido autorizados por los organismos de certificación de cosmética econatural. También poseen similares funciones como ser antibacterianos y antifúngicos, o lo que es lo mismo, previenen la aparición de bacterias, hongos y levaduras en fórmulas que contienen agua. Se pueden encontrar en herbolarios y tiendas ecológicas.

– Le plantee la duda de cuánta cantidad de conservante deberíamos añadir. Su respuesta fue que entre un 0,6% y un 1% del total de la mezcla.

Os dejo el link a su página, ya que tiene un blog de lo más interesante, entre otras cosas, te enseña cómo hacer jabón por ti misma y con ingredientes naturales. Yo que soy una amante de lo natural estoy deseando ponerme a ello.

Hechas estas aclaraciones, os animo a probar la receta. Si lo hacéis contadme como os ha ido y que os parece el resultado.

Espero que os haya gustado el post. Cualquier duda que surja no tenéis más que escribirme y estaré encantada de contestar vuestras preguntas.

 *

Estos post te pueden interesar

10 comentarios en “COMO HACER TOALLITAS PARA BEBÉ”

    • No es lo habitual pero es un buen recurso cuando no tienes toallitas disponibles o cuando quieres evitar los componentes de las toallitas estándar. Anímate y me cuentas. Un abrazo.

  1. Pues nunca las he hecho, gracias por la receta!

    Algunos ingredientes no los conozco pero buscare en la farmacia a ver

    • ¡Hola, Eli! Me alegra que te haya gustado. Los ingredientes los puedes encontrar seguro en herbolarios o en tiendas online. Un beso enorme.

  2. Vayam no tenia ni idea. Pues me lo apunto porque a mí normalmente las toallitas normales no me gustan nada. Yo en casa suelo usar agua y esponja.

    • ¡Hola, Celia! A mí tampoco me gustan las toallitas convencionales. Y desde luego, el mejor remedio es el que utilizas: el agua y la esponja. No hay nada mejor. Un beso enorme y gracias por pasarte a comentar.

    • ¡Hola, Vanessa! El papel de cocina suele ser más resistente que el higiénico. Claro que también depende de las marcas, unas ofrecen un producto más absorbente que otro. También puedes elegir un rollo de doble capa, que tiende a ser más fuerte.A mí no se me han roto nunca, en general, la toallita que queda es bastante compacta. Espero haber contestado a tu pregunta. Un beso enorme.

  3. ¡Wow! Qué gran idea. Siempre he querido hacer las toallitas pero no sabía cómo.
    Gracias por compartir esta maravillosa receta.
    Voy a intentarlo y te contaré.
    Gracias Rosa 🙂

Deja un comentario

Al enviar aceptas la política de privacidad. Los datos que proporciones al enviar tu comentario, serán tratados conforme la normativa vigente de Protección de Datos y gestionados en un fichero privado por Rosa Martínez Ruiz, propietaria del fichero. La finalidad de la recogida de los datos, es para responder únicamente y exclusivamente a tu comentario. En ningún caso tus datos serán cedidos a terceras personas.

error: El contenido es original y está protegido!! Si quieres parte del texto pídemelo en mamaylatribu@gmail.com

Súmate a Mamá y la Tribu

 

Recibirás la guía de Crianza Sostenible.

Hoy es un gran día para cambiar tu vida. ¿Te atreves?

 
 

You have Successfully Subscribed!

A %d blogueros les gusta esto: